Nuestro blog

Últimas noticias

Entra en vigor la ley alemana sobre la cadena de suministro
Entra en vigor la ley alemana sobre la cadena de suministroenero 12, 2023El 1 de enero de 2023 ha entrado en vigor la nueva ley alemana sobre la cadena de suministro, que obliga a las empresas alemanas a identificar y dar cuenta de su impacto sobre los derechos humanos -como el trabajo forzoso e infantil, los desalojos forzosos, la contaminación por hidrocarburos y el acaparamiento de tierras- en todos los proveedores directos extranjeros y, cuando sea necesario, también en los indirectos. La ley representa un importante cambio con respecto a la responsabilidad social corporativa puramente voluntaria. Según estudios de la Comisión Europea y el Gobierno alemán, muchas empresas no cumplen suficientemente sus responsabilidades en las cadenas de suministro mundiales de forma voluntaria.  Menos de una de cada cinco empresas alemanas supervisan a sus filiales y contratistas extranjeros para detectar violaciones de los derechos humanos. La nueva ley establece obligaciones de debida diligencia que se basan en los Principios Rectores de la ONU y crea una fuerte supervisión y aplicación de la normativa Si las empresas incumplen sus obligaciones, pueden ser multadas por la autoridad competente, en función de la gravedad de la infracción y de la facturación total de la empresa. Si las víctimas de abusos empresariales afirman que sus derechos han sido violados o amenazados, la autoridad debe investigar el incumplimiento y tomar medidas. Las partes afectadas también pueden autorizar a las ONG y a los sindicatos a presentar demandas legales en su nombre directamente ante los tribunales alemanes, reduciendo así algunas barreras de acceso a la justicia. A pesar de ser un logro importante, la ley también se queda muy corta en muchos aspectos. En el caso de los proveedores indirectos, las empresas no están obligadas a realizar análisis de riesgos de forma proactiva y sistemática, lo cual es incompatible con los Principios Rectores de la ONU. Sin conocer los riesgos, las empresas no pueden evitarlos adecuadamente. Además, no prevé una nueva causa de acción en derecho civil, que permitiría a las partes afectadas demandar más fácilmente a las empresas ante los tribunales alemanes por los daños sufridos. Incluso socava parcialmente la participación de los afectados en el proceso de debida diligencia y reparación. Las obligaciones medioambientales se limitan a tres convenios ratificados por Alemania destinados a proteger la salud, mientras que la pérdida de biodiversidad y el cambio climático no están cubiertos. En su lugar, es necesaria una cláusula general relativa a los daños medioambientales. Del mismo modo, la violencia de género y la discriminación, así como los derechos de los indígenas en virtud del Convenio 169 de la OIT, no figuran en la ley, a pesar de que estas violaciones están muy extendidas a lo largo de las cadenas de valor mundiales. El proyecto de ley se aplica inicialmente a las empresas con 3.000 o más empleados, pero se ampliará a partir de 2024 a las empresas con 1.000 o más empleados con sede social o sucursal en Alemania. Según la Iniciativa Lieferkettengesetz, el número de empresas cubiertas es demasiado bajo. En una encuesta realizada en 2020, el 75% de los alemanes apoyó el proyecto de ley. Como parte de su campaña electoral para las elecciones federales alemanas de septiembre de 2021, varios partidos políticos alemanes se han comprometido públicamente a reforzar la ley alemana a nivel de la UE. Aunque Alemania es solo el segundo país de la UE que adopta una legislación horizontal vinculante de este tipo, este avance forma parte de un movimiento más amplio en toda Europa. Actualmente se está estudiando legislación similar en los Países Bajos, Austria, Bélgica y Finlandia. Fuente: European Coalition for Corporate Justice     [...]
El Parlamento holandés presenta un proyecto de ley sobre la responsabilidad de las empresas
El Parlamento holandés presenta un proyecto de ley sobre la responsabilidad de las empresasnoviembre 10, 2022Seis partidos políticos de los Países Bajos (ChristenUnie, PvdA, GroenLinks, SP, D66 y Volt) presentaron formalmente a la Cámara de Representantes a principios de noviembre el Proyecto de Ley sobre Conducta Empresarial Internacional Responsable y Sostenible. El proyecto de ley obliga a las empresas a hacer negocios respetando los derechos humanos, el medioambiente y el clima, de acuerdo con las Directrices de la OCDE para Empresas Multinacionales. El proyecto de ley es de crucial importancia para los Países Bajos y la UE. “Si se aprueba, tendrá un fuerte impacto positivo en las comunidades y los trabajadores de todo el mundo”, afirma Manon Wolfkamp, de la Plataforma MVO, red de 25 organizaciones de la sociedad civil y sindicatos que trabajan en la responsabilidad de las empresas en los Países Bajos y que es miembro de ECCJ. “Las empresas estarán obligadas a abordar abusos como el trabajo infantil, la esclavitud moderna y los impactos del cambio climático. Hacemos un llamamiento a todos los políticos holandeses para que actúen rápidamente y pongan en marcha el proceso político sin más demora.” Abordar los abusos en las cadenas de valor El proyecto de ley está en consonancia con las Líneas Directrices de la OCDE para Empresas Multinacionales, un marco de conducta empresarial responsable con el que las empresas ya están familiarizadas. Según el proyecto de ley, las empresas estarán obligadas a trazar un mapa de sus cadenas de valor, incluyendo los posibles impactos negativos sobre los derechos humanos, el medioambiente y el clima. Si existen impactos negativos, la empresa debe abordarlos y remediarlos. Un regulador independiente supervisará el cumplimiento de la ley. “El público holandés apoya ampliamente la responsabilidad empresarial. Las empresas punteras que ya hacen negocios respetando los derechos humanos y el medio ambiente también apoyan esta legislación porque creará unas condiciones equitativas y evitará la competencia desleal de las empresas que hacen recortes en materia de derechos humanos y protección del medio ambiente para reducir costes. Con la aprobación de esta legislación, los Países Bajos tienen la oportunidad de hacer una importante contribución a las normas efectivas de toda la UE para una conducta empresarial responsable y sostenible“, afirma Wolfkamp. Un proyecto de ley eficaz y ambicioso El proyecto de ley abarca una amplia gama de violaciones de los derechos humanos, daños ambientales y daños climáticos en toda la cadena de valor. Si se aprueba, mejorará en gran medida el acceso a la justicia de las víctimas de abusos de los derechos humanos por parte de las empresas o de daños medioambientales. Las empresas que causen o contribuyan a los impactos negativos estarán obligadas a proporcionar reparación y podrán ser consideradas responsables ante los tribunales. En muchos aspectos, es probable que el proyecto de ley sea más eficaz que la propuesta de directiva de la Comisión Europea sobre la diligencia debida en materia de sostenibilidad empresarial que se publicó en febrero de 2022. Amplio apoyo a la legislación Más de 65 empresas y 60 organizaciones de la sociedad civil y sindicatos han hecho campaña a favor de este proyecto de ley a través de la Iniciativa de Conducta Empresarial Sostenible y Responsable. En 2021, más de 40.000 consumidores neerlandeses firmaron una petición pidiendo una legislación sobre responsabilidad empresarial. Un estudio realizado por la empresa de encuestas YouGov muestra que el 80% de los ciudadanos holandeses está a favor de una legislación fuerte que exija a las empresas evitar las violaciones de los derechos humanos y los daños medioambientales en el extranjero. [...]

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Suscríbete a nuestro boletín electrónico
y mantente al día de nuestras novedades!